Después del período navideño, muchos inician el nuevo año con el objetivo de mejorar sus hábitos alimentarios y perder esos kilos de más que tanto le molestan. Realizar deporte regularmente y comer bien son algunos de los propósitos más repetidos. Si están también entre los tuyos, hoy estás de suerte. La dieta de 1500 calorías que te propondremos tiene estas metas por cumplir.

¿Qué es la dieta de 1500 calorías?

Son muchas las veces que nos preguntamos los motivos por los que engordamos. Creemos que no comemos demasiado, y aun así vemos como nuestra barriga no para de crecer. El aumento de peso se produce por un motivo muy sencillo: la ingesta de calorías es superior al gasto al final del día y, por ello, se produce un aumento corporal. En algunas ocasiones, si estamos en fase de volumen, ya nos interesa subir de peso ya que también ayuda a la creación de masa corporal, que posteriormente definiremos. Con todo, si nuestro objetivo es bajar de peso debemos invertir esta tendencia. Tenemos dos opciones muy sencillas. Por un lado, podemos reducir la ingesta de calorías o, en cambio, podemos incrementar el consumo de calorías para producir el déficit que necesitamos y que nos permitirá empezar a bajar de peso.

Antes de apuntarnos a cualquier tipo de dieta, debemos hacernos varias preguntas. Los hábitos alimentarios que tengamos son muy importantes, pero el estilo de vida que sigamos lo es aún más. Analicemos nuestro día a día desde que nos levantamos hasta que nos vamos a dormir y realicemos el cálculo de cuánto nos movemos. Quizás vamos demasiado en coche, y podríamos ir andando al trabajo. Podríamos estar teniendo una vida muy sedentario, yendo del sofá de casa a la silla del trabajo. A lo mejor más que variar lo que comemos deberíamos empezar por modificar el estilo de vida realizando más ejercicio que permita quemar más calorías.

Una vez hayamos hecho dicha reflexión, si aún así sigues pensando que el problema está en la comida, debes acudir a un especialista para realizar un chequeo médico. Todos los cuerpos son diferentes, con sus particularidades, y por tanto, necesitas una voz autorizada que establezca unas metas realistas y una dieta, como la de 1500 calorías, que no haga ninguna tontería y permita llevar una vida sana y saludable en cuanto a nutrición y hábitos.

Beneficios de realizar la dieta de 1500 calorías

La dieta de 1500 calorías aporta numerosos beneficios a nuestro cuerpo, además de sacarnos de encima esos kilos que tanto queremos eliminar. Los más destacados son los siguientes:

  • Perder peso realizando poco ejercicio físico. Es un tipo de dieta a largo plazo, pero que permite eliminar peso sin la necesidad de machacarnos en el gimnasio. Una persona consume aproximadamente 2000 calorías para mantener su peso actual. Reduciendo dicha ingesta hasta las 1500, crearemos un déficit de calorías. Si, en cambio, deseamos aumentar el ritmo de pérdida de peso deberemos realizar ejercicio físico.
  • Llevar unos hábitos de vida saludables. Ponernos en manos de una dieta profesional como es la de 1500 calorías nos permitirá adoptar unos hábitos nutricionales totalmente saludables. Este es el primer paso para evitar numerosas enfermedades y contar siempre con unas defensas fuertes. Un primer paso previo podría ser una dieta depurativa.
  • No someterse a planes nutricionales extremos. A la hora de perder peso encontrarás numerosos tipos de dieta. Sin embargo, el de 1500 calorías es de tipo moderado dejando de lado otros más extremos como el de quitar los hidratos de carbono de tu alimentación para provocar que tu cuerpo entre en cetosis.

Con todo, este plan nutricional es uno de los más populares entre la población para entrar en verano con buen pie y aumentar la autoestima y confianza en uno mismo después de conseguir los objetivos, y poder disfrutar de aquella figura tan deseada. En este tipo de dieta siempre se debe buscar un aporte correcto de hidratos de carbono y proteínas. También podemos jugar con los momentos del día para dar la mayor efectividad posible al déficit de calorías. Por ejemplo, sabiendo que por las noches, nos moveremos menos, apuesta por una menor ingesta de glucógeno ya que nos iremos a dormir y será encaminado a la generación de grasa y colesterol y realizar una dieta más de proteínas

Cómo realizar la dieta de 1500 calorías

La dieta de 1500 calorías está especialmente diseñada para aquellos que quieran lucir un abdomen plano sin la necesidad de pasar hambre que dan otros tipos de planes nutricionales. Está compuesta por cinco comidas al día. La dieta de 1200 calorías es algo más extrema y obliga prácticamente a no tener que realizar deporte si quieres saciar tus necesidades de hambre. En este caso, sin embargo, puedes llevar una vida totalmente normal e ir viendo paso a paso como tu cuerpo va quitando aquellos kilos de más. Beber agua constante ayudará a mantener nuestro cuerpo hidratado y, a su vez, reducir el apetito.

Con todo, te proponemos varios menús que puedes utilizar para llevar a cabo este plan nutricional de 1500 calorías. En el primer día, empezaremos con un desayuno moderado con leche desnatada, un zumo y pan con mermelada, sin azúcar, además de mantequilla. A media mañana, tomaremos una pieza de fruta como una naranja para saciar el hambre y no entrar a la hora de comer de forma atroz. La comida estará compuesta por una sopa de verduras con rodaballo al horno junto a patata y fruta. Con estos platos obtendremos hidratos de carbono, vitaminas, minerales y fibra de alta calidad. Por la tarde, para merendar, nos tomaremos un yogur de fruta (siempre desnatado) y cerraremos este primer día con una sopa castellana, filete de cerdo acompañado de tomate y fruta, especialmente un plátano.

Otro posible menú de la dieta de 1500 calorías está compuesto por un desayuno formado por leche con cereales y un zumo con frutas, junto con una pieza de fruta a media mañana como una manzana. Para comer, intentaremos dar una buena dosis de proteínas y hierro a nuestro cuerpo a partir de un plato de lentejas estofadas y filetes de pollo con ensalada y frutas. Para merendar, buscaremos relajarnos con una infusión acompañada de un par de magdalenas. Cerraremos este día con una cena formada por menestra de verdura, merluza a la vasca y fruta. Las piezas de fruta son el epicentro de cualquier tipo de dieta debido a las propiedades que aporta a nuestro metabolismo. De hecho, los expertos estiman que se deben tomar entre 3 y 5 piezas de fruta cada día.

Una tercera opción de este plan nutricional se iniciará con un desayuno de leche desnatada, zumo y tostada con mantequilla y mermelada. A media mañana, una pieza de fruta con una pera. Siempre busque variación de frutas. Para comer, buscaremos el aporte de hidratos de carbono que necesitamos con berenjenas rellenas, espaguetis con almeja y fruta. Merendaremos de nuevo infusión con magdalenas y cenaremos verdura, pescado cocida y fruta para cerrar un nuevo día. Con todo, la dieta de 1500 calorías nos permitirá conseguir el aporte calórico suficiente para producir el déficit que necesitamos e iniciar nuestra pérdida de peso. Lo haremos sin sufrir demasiado, sin pasar hambre y aportando al cuerpo todos los nutrientes que necesita. Te recomendamos pesarte un par de veces al mes. Ver tus progresos te permitirá afrontar este plan nutricional con una motivación mayor y una sonrisa en tu cara.

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.