Cómo hacer la dieta del ayuno intermitente

El ayuno intermitente es una forma de alimentarse que ha ido ganando adeptos con el paso de los años por los beneficios que aporta al organismo. Sin embargo, como ocurre con cualquier otro tipo de restricción alimentaria o dieta, es fundamental saber cómo llevarlo a cabo para que no suponga un riesgo para la salud.

Aunque lo más recomendable antes de afrontar este tipo de dietas es ponerlo en conocimiento de un médico o nutricionista que pueda evaluar tu caso en particular antes de iniciarlo, nosotros te vamos a explicar cómo hacer la dieta del ayuno intermitente en rasgos generales.

De esta forma podrás conocer los puntos clave a seguir para llevarla a cabo y así poder empezar a beneficiarte de todas las ventajas que se encuentran asociadas a esta manera de alimentarse. Como decimos, en los últimos años son cada vez más las personas que han apostado por este por los demostrados beneficios que tiene tanto a la hora de perder peso como de disfrutar de una vida saludable.

Qué es el ayuno intermitente

El ayuno intermitente causa a menudo muchas dudas entre quienes se interesan por él. Ayunar se realiza a diario, desde que se va a la cama hasta que se toma el desayuno, que como su propio nombre indica trata de romper con el ayuno.

Enel caso de la dieta del ayuno intermitente, nos basamos en alargar ese ayuno durante un mayor periodo de horas e incluso durante días. Son cada vez más las personas que se interesan por él, ya que tiene diferentes beneficios para la salud y la pérdida de peso.

A la hora de hablar de tipos de ayuno intermitente nos podemos encontrar con dos opciones: diario y semanal. Esto consiste en ayunar unas horas a diario o hacer una reducción de calorías muy importante en dos días de la semana.

Beneficios del ayuno intermitente

Entre los principales beneficios del ayuno intermitente se encuentran:

  • El ayuno intermitente ayuda a adelgazar, ya que se reducen las calorías consumidas a lo largo del día, y también porque durante el ayuno, el cuerpo obtiene la energía de sus reservas.
  • Contribuye a la hora de mejorar los procesos de la inflamación.
  • El ayuno intermitente también ayuda como prevención de la diabetes tipo 2. De hecho, hay estudios que apuntan a que el ayuno ayuda a reducir el nivel de la azúcar en la sangre.

¿Qué se puede tomar durante el ayuno intermitente?

Durante el ayuno intermitente es posible tomar:

  • Café sin azúcar (se puede utilizar canela)
  • Agua
  • Infusiones
  • Caldo casero de verduras (cebolla, col, apio, zanahoria, puerro…)
  • Chicles sin azúcar para reducir el apetito

Se deben evitar en todo caso el azúcar, edulcorantes, alcohol, leche, zumos, refrescos o bebidas vegetales, así como cualquier otro alimento que tenga calorías.

Para lograr el éxito en la dieta del ayuno intermitente es fundamental ser muy estricto con los alimentos permitidos y prohibidos, así como con los horarios. Esto será clave para poder deshacerse de esos kilos de más con la mayor rapidez posible sin poner en riesgo la salud.

Instrucciones para hacer la dieta del ayuno intermitente

 

Si quieres saber cómo hacer la dieta del ayuno intermitente deberás tener en cuenta que, en el caso del diario, se debe ayunar cada día durante 16 horas. Por lo tanto, se puede comer durante las siguientes 8 horas. 

Es, por ello, una de las dietas más sencillas para quienes buscan adelgazar, y solo debes tener en cuenta lo siguiente:

  1. En primer lugar debes dividir tu día en dos franjas, una de ocho horas en la que comes y otra de 16 horas de ayuno. Esto hará que, si por ejemplo, haces tu primera comida a las 12 del mediodía, tendrás hasta las 8 de la tarde para comer. Esto supone una reducción de unas 300-500 kcal diarias.
  2. Observa tu modo de comer y elige tu horario. Es algo que podrás ir variando, adaptándolo así a tu vida y compromisos, siendo esta una de sus grandes ventajas con respecto a otras dietas para adelgazar.
  3. Durante las 8 horas disponibles de comida tendrás que alimentarte correctamente para que tu cuerpo no sufra las consecuencias. Lo ideal es que la mitad del plato sean verduras y hortalizas; un cuarto, carne, legumbres o pescado; y el otro cuarto, patatas, pasta o arroz.Lo ideal es que la mitad de los platos se encuentren compuestos por vegetales; y que se dejen tanto los hidratos como las proteínas como acompañamiento. Para el postre se puede optar por yogur o fruta. Siempre que sea posible es recomendable evitar los alimentos precocinados y procesados.
  4. A lo largo de las 8 horas tendrás que realizar dos o tres comidas principales, y si tienes problemas para controlar el hambre podrás ingerir un snack.
  5. En cuanto a la duración del ayuno intermitente hay que tener en cuenta que puedes llevarlo a cabo hasta que te encuentres en tu peso. Lo ideal es continuar, a partir de ese momento, con una alimentación sana y equilibrado, además de un horario algo más flexible pero parecido.

 

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.