Muchas veces no tenemos en cuenta nuestra alimentación, nuestra salud ni nuestro peso, pero esto es fundamental para mantener un cuerpo sano y lleno de vitalidad.

Hoy en día, la preocupación por el peso se está haciendo mucho más evidente, y cada vez son las personas que se cuidan mucho y hacen ejercicio combinándolo con una dieta saludable, pero quizás esto no es suficiente para las personas que quieren bajar de peso rápidamente por algún motivo.

Debemos tener cuidado con esas dietas milagrosas que nos aseguran perder peso en muy poco tiempo, pero que a la hora de la verdad, una vez que dejas la dieta vuelves a recuperar lo que perdiste, y a veces más. Esto se debe a que los hábitos alimenticios no son los correctos. Entre todas esas “dietas” o recomendaciones de alimentos encontramos aquellas que nos promete bajar de peso simplemente comiendo frutas.

Si deseas saber cómo bajar de peso comiendo frutas presta atención a este artículo de doncomos.com donde vamos a mostrarte qué debes hacer para conseguirlo.

Añade más fruta a tu alimentación

Si deseas llevar una dieta sana y equilibrada debemos añadir una mayor cantidad de frutas a nuestro plan de alimentación, tanto por el aporte de sustancias necesarias y sanas para nuestro organismo como para ayudar a perder peso.

Las frutas contienen muy bajas calorías, son ricas en fibras y carecen de sodio, además son bastante saciantes.

Debes comer como mínimo dos o tres piezas de frutas al día. Debes tener en cuenta, de que aunque las frutas no tienen tantas calorías como otros alimentos, siguen teniendo, por tanto también hay que saber cómo combinarlas, y además controlar las calorías totales que ingieres.

Come frutas por la mañana. Es importante comer al menos una pieza de frutas por la mañana. De esta forma tendrás un aporte extra de energía para empezar el día, y ya no te quedarán tantas piezas para comer durante el día, que puede resultarte un poco más tedioso.
No es necesario que te comas simplemente una fruta pelada, también puedes echarle imaginación y hacerte por ejemplo una mezcla de frutos del bosque con yogurt, combinar algunas frutas como el plátano o las fresas con la avena, o incluso puedes hacerte batidos de frutas que están deliciosos y que también puedes llevarte para desayunar camino al trabajo o en el coche si no tienes tiempo de sentarte a desayunar.

Es ideal que al menos, una de las frutas que comas tenga alto contenido en fibra. Estas frutas pueden ser los plátanos, las manzanas, los kiwis, las peras y los arándanos entre otros. La fibra te ayuda a ir al baño y además te produce una sensación de saciedad por más tiempo, por tanto no tendrás tantas ganas de picar entre horas.

Y hablando de picoteos. Debemos olvidarnos de ellos si no son saludables, para ello lo mejor que puedes hacer es una breve comida entre las comidas principales, como un desayuno de media mañana y una merienda, pero estos deben ser ligeros, y son una buena opción para comernos otra fruta en cada caso. De esta forma conseguiremos evitar comer en exceso en las comidas principales, ya que no llegas con tanta hambre a ellas. Una buena opción como fruta de picoteo son las uvas, aunque si es la temporada también puedes optar por el melón y la sandía. Son frutas con alto contenido en agua, y también te llenan y te sacian.

Procura incorporar frutas también en algunos de tus platos principales. Por ejemplo, puedes añadir algunas frutas como las manzanas o las peras a tu ensalada. Las frutas no contienen tantas caloría, por lo que podemos comer en volumen la misma cantidad, pero con menos calorías. Además, las frutas aportan agua, por lo que te llenarás más fácilmente.

Aunque quizás desees una dieta de solo fruta recuerda que tu organismo no podrá soportarlo por mucho tiempo, ya que también necesita de otros alimentos y nutrientes para mantenerse sano y fuerte, por eso lleva una alimentación equilibrada y combina tus frutas con el resto de alimentos sanos, como las carnes magras, los pescados, los granos enteros y las verduras.

Debes comer siempre fruta fresca si deseas bajar de peso, puesto que las frutas enlatadas o los frutos secos contienen menos vitaminas, menos fibra, pero sí más calorías y más azúcar.

Dieta de frutas de tres días

Se considera que una dieta de frutas es sana y eficaz para bajar de peso, pero se debe hacer durante pocos días, de esta forma podemos ayudar a nuestro cuerpo a eliminar grasa y toxinas, mientras nos mantenemos saciados consumiendo pocas calorías.

La dieta de la fruta consiste en comer durante tres días únicamente frutas. Es decir, puedes comer toda la cantidad de frutas que necesites para saciarte durante el día. Además, solo puedes beber agua, pero te darás cuenta que, dependiendo de la fruta que consumas, si tiene un alto contenido en agua necesitarás ingerir menos agua. Gracias a esta dieta no sentirás hambre y aun así no ingerirás tantas calorías como de costumbre.

Piensa en este ejemplo: una tableta de chocolate, la cual es muy rica en azúcar y leche, contiene unas 450 calorías. Esto equivale a comer tres plátanos. Por eso es tan exitosa la dieta de las frutas, en total, a lo largo del día se llegarán a tomar entre 1000 y 1500 calorías.

Las frutas que más se suelen comer durante esta dieta son: las manzanas, las peras, los albaricoques, las cerezas, las fresas, los arándanos, las mandarinas, los pomelos, la piña, las naranjas, las sandías, el melón y la papaya.

Las frutas, sobre todo las tropicales tienen fructosa, la cual es absorbida de inmediato por nuestro cuerpo incrementando el nivel de azúcar en sangre, gracias a lo cual se reduce la sensación de hambre.

Por otro lado, las frutas, al tener un alto contenido en fibra harán que desaparezca el estreñimiento y las obstrucciones que puedan haber, a partir del segundo día. Además, podrás comprobar cómo los niveles de colesterol disminuyen muchísimo. Al igual que los triglicéridos, los cuales son los que ayudan a que se formen depósitos adiposos en el vientre, en las caderas y en los muslos. Además, incrementan la cantidad de vitaminas y minerales, así como la glucosa.

Frutas que te ayudan a bajar de peso

Si no quieres hacer una dieta de la fruta específica, deberías incorporar estas frutas en tu alimentación diaria, pues te ayudará a reducir de peso.

Limón: el limón es un gran depurativo, además de otras muchas grandes propiedades que posee. El limón es ideal para ayudarnos a eliminar la grasa de nuestro cuerpo. Puedes usar el limón como aliño para las comidas grasas. Y también lo más recomendado es que te tomes un vaso de agua tibia con limón mientras estés en ayunas a lo largo del día.

Sandía: la sandía, es diurético y saciante, pero debes recordar que debes comer la sandía sola, es mejor tomarla en la merienda o si tienes hambre entre comidas. Si se comiese con las comidas o como postre, el agua y el azúcar que contiene actuaría en la digestión conjunta produciendo el efecto contrario.

Manzana: la manzana es ideal para quemar grasas gracias a su contenido en ácido ursólico. Además tiene mucha fibra.

Ten presente todo lo que te hemos enseñado sobre cómo bajar de peso comiendo fruta y ponlo en práctica si quieres perder unos kilitos.

¿Te ha gustado?
20 usuarios han opinado y a un 95,00% le ha gustado.