La creatina la podemos encontrar naturalmente en el cuerpo, sobre todo en los tejidos de los músculos, pero además se ha conseguido hacer en laboratorios, y por tanto están disponibles los llamados suplementos de creatina.

La creatina como suplemento suele ser tomada por deportistas profesionales, pero eso no quiere decir que sean los únicos que pueden tener altos niveles de creatina. Algunas personas con deficiencias para eliminar toxinas o que su cuerpo almacene creatina en cantidades demasiado elevadas, esto puede suponer un problema.

Aunque no hay evidencias 100% fiables de que la creatina pueda causar daños (sobretodo renal) lo cierto es que en el cuerpo, todo en exceso es malo, así que también debes vigilar los niveles altos de creatina.

Si deseas saber qué es la creatina y cómo bajar los niveles altos de creatina, sigue leyendo este artículo de doncomos.com donde vamos a explicártelo todo y a contarte los pasos que debes seguir para bajar estos niveles.

Qué es la creatina y para qué se usa

La creatina es una sustancia de origen químico que podemos encontrar de manera natural en el cuerpo, sobre todo en los tejidos musculares. El cuerpo se encarga de producir la creatina, pero además, podemos incorporarla al cuerpo a través de la alimentación, ya que se encuentra principalmente en carnes y pescados. También hay otra forma de ingerir creatina, y es a través de los productos elaborados en laboratorios.

La creatina es mucho más conocida en el mundo deportivo, ya que es muy común su uso entre atletas y deportistas que quieren mejorar su rendimiento físico e incrementar su masa muscular.

fuente foto: http://www.tupersonaltrainer.com

Se ha demostrado científicamente que la creatina mejora el rendimiento deportivo de personas jóvenes en los momentos de actividad de alta intensidad, como por ejemplo en carreras de sprint o en levantamiento de peso. Hablamos de personas y jóvenes y adultas que no lleguen a superar los 60 años de edad, puesto que a partir de esta edad no se ha observado ninguna mejoría en la fuerza de estas personas o en su composición corporal.

La popularidad de la creatina como suplemento deportivo viene dada después de que se demostrase que las soluciones de carbohidratos logran incrementar los niveles de creatina que hay en los músculos.

La creatina se considera una sustancia legal y de uso permitido por el Comité Olímpico Internacional, la Asociación Nacional de Atletismo Colegial (NCAA) y en los demás deportes profesionales. De ahí, que deportistas profesionales como Mark MxGuire o John Elway tomen suplementos de creatina y no lo escondan. No obstante, la NCAA, no permite que los colegios y universidades compren creatina para dársela a sus deportistas, pero eso no implica que los estudiantes compren y se tomen la creatina por su cuenta.

No se ha prohibido el uso de la creatina en jóvenes ya que todavía no hay ninguna prueba médica de que se trate de una sustancia dañina. Además con los métodos de análisis actuales no se puede identificar la toma de suplementos de creatina.

Aunque su uso más conocido es el de la mejora a nivel deportivo, los suplementos de creatina también vienen bien en el caso de personas con algunas enfermedades, como la enfermedad del Parkinson, enfermedades de los músculos y de los nervios, para personas con depresión, para la insuficiencia cardíaca congestiva, para el trastorno ocular llamado atrofia girata y para personas con el colesterol alto. Además, también puede ayudar a retardar el empeoramiento de la esclerosis amiotrófica lateral, la enfermedad de McArdle y la artritis reumática. Además es recomendable en numerosos casos de distrofias musculares.

¿Cómo funciona la creatina?

La creatina es una sustancia química que se almacena en el tejido muscular, y que cuando se necesita energía para que los músculos hagan sus funciones, la energía se va liberando. En las ocasiones en las que se va a hacer una actividad intensa y en corto tiempo, los músculos necesitan liberar mayor cantidad de energía en poco tiempo, por tanto recurre a la creatina almacenada en sus tejidos. Esto no quiere decir que por tomar mucha creatina más cantidad se almacenará en nuestro cuerpo, en realidad, los tejidos tienen un límite, una vez que se llega a ese límite de almacenamiento el cuerpo expulsará la cantidad de creatina sobrante.

En general este punto de saturación o límite de almacenamiento se consigue durante los primeros días en los que los profesionales hacen “dosis de carga”. Es decir, tomar más cantidad de creatina que de costumbre (en general se suele hacer antes de una competición).

¿Altos niveles de creatina son perjudiciales para la salud?

Hasta ahora se sigue estudiando los posibles efectos de la creatina en el cuerpo, pero ya se han llegado a algunos resultados. Por ejemplo, se cree que es probablemente segura si se toma de la manera y cantidad correcta, asegurándose algunas semanas de descanso y tomando dosis más pequeñas de vez en cuando en un plazo máximo de 5 años.
Por otro lado, se considera posiblemente segura si se toma en altas dosis por vía oral, sobre todo si es más de 5 años.

Aunque todavía no hay evidencias irrefutables sobre la conexión entre dosis altas y ciertos efectos negativos, lo que sí es cierto es que se cree firmemente en que tomar grandes cantidades de creatina durante varios años podría dañar los riñones, el hígado, e incluso afectar al funcionamiento del corazón.

fuente foto: www.masmusculo.com

Por otro lado, se debe incrementar la ingesta de agua si no se desea tener episodios de deshidratación. La creatina hace que los músculos tomen más agua del resto del cuerpo, por eso se debe tomar mayor cantidad de agua para compensar el desequilibrio. Además no se recomienda hacer actividad física intensa cuando se está tomando creatina y hace mucho calor.

Por último debes saber que la mayoría de personas que toma creatina suben de peso, esto se debe a que los músculos retienen una mayor cantidad de agua, y no porque se haya formado más músculo.

Bajar los niveles altos de creatina

Aunque como hemos comentado, la cretina es bastante segura si se toma como máximo 5 años en personas saludables, lo cierto es que puede ocurrir que tus riñones no puedan eliminar bien las toxinas, o que de alguna forma almacenes grandes cantidades de creatina que tu cuerpo no puede liberar y transformar en energía (sobre todo se debe a un ritmo de vida muy sedentaria).

Si deseas disminuir los niveles de creatina esto es lo que debes hacer:

  • Si estás tomando suplementos de creatina debes disminuir las dosis ingeridas a lo largo de una semana. A la siguiente semana deja de tomar estos suplementos. Además, si estás tomando otro tipo de suplemento debes asegurarte que no contengan nada de creatina, de lo contrario también deberías dejar de tomarlos, por lo menos hasta que los niveles de creatina se regulen a un nivel normal.
  • Debes beber como mínimo 2 litros de agua al día. Debes tomar una mayor cantidad de agua al día, no sólo para establecer los niveles de agua ya que tus músculos absorberán una mayor cantidad, sino para ayudar a tus riñones a eliminar con mayor facilidad las toxinas, incluyendo el exceso de creatina.
  • Reduce la cantidad de proteínas ingeridas, incluyendo una reducción de la cantidad de carne, pescado y frijoles que comas. En general las carnes rojas y los productos lácteos son los que más cantidad de creatina tienen. En cambio incrementa el consumo de verduras, frutas y los granos enteros. Esto no significa que elimines las proteínas por completo de tu dieta, porque tu cuerpo necesita proteínas para tener energía a lo largo del día, pero podrías tomar la mayor parte de vegetales, legumbres y algunos frutos secos, como las nueces.
  • Otro factor importante es el de disminuir el colesterol. Para ello reduce la cantidad de grasa que tomes, evita comer fritos, alimentos grasos como los embutidos, y no comas comidas precocinadas. Además elimina las bebidas gaseosas.
  • Además deberás disminuir la cantidad de sodio en tus comidas, para ello cambia la sal por las especias y no comas productos precocinados.
  • Evita tomar alimentos ricos en fósforo. Si estás teniendo altos niveles de creatina, es posible que tus riñones tengan problemas para procesar los alimentos con alto contenido en fósforo. Por eso debes evitar estos alimentos lo máximo posible: los principales alimentos a evitar son: los quesos, los pescados, los mariscos, las nueces, la carne de cerdo, los granos de soya, la calabaza, el calabacín, y los productos lácteos que sean bajos en grasas.
  • Lo mismo que lo anterior ocurre con los alimentos ricos en potasio, por tanto también debemos evitar estos alimentos, sobre todo en exceso. Para ello evita tomar muchas espinacas, patatas, frijoles, arvejas, plátanos y frutos secos.

Presta atención a estos consejos sobre cómo bajar los niveles altos de creatina para conseguir reducir los niveles de creatina y eliminar los excesos, así como ayudar a tus riñones a eliminar las toxinas que se han podido ir acumulando.

¿Te ha gustado?
4 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.