Si estás cansada y no sabes cómo hacer para adelgazar la cara y el cuello este artículo es para ti y tiene como único objetivo  ayudarte e informarte. Tener una cara, el mentón y el cuello gorditos es a veces frustrante especialmente si el resto del cuerpo no lo es ya que puede hacerte parecer más gordita en general y de mayor edad, afectando tu autoestima. A veces heredamos el tipo de cuerpo o de cara y cuello rellenos  por eso las causas de un rostro y cuello abultados pueden ser diversas, desde genética, edad, flacidez y pérdida de peso muy rápida, hasta grasa acumulada por aumento de peso.Si te sucede que las personas no pueden evitar pellizcarte  las mejillas regordetas que tienes, entonces puede ser que sea momento de pelear contra la grasa facial y buscar la forma de adelgazar la cara y el cuello. Un poco de pérdida de peso o cirugías cosméticas caras, los ejercicios faciales indicados pueden ayudar a combatir este complejo. Con tiempo y perseverancia, puedes tonificar los músculos faciales ubicados justo debajo de la superficie de tu piel, ayudando a darle a tu fabuloso rostro una apariencia más delgada, mejor formada y joven. Por eso queremos compartir contigo los métodos más eficaces para que luzcas más joven y te sientas mejor con un rostro y cuello delgados sin cirugías. Lo más importante es que tengas la disposición para cambiar tus hábitos cotidianos y para darle el tiempo a que estas técnicas funcionen.

Instrucciones para adelgazar la cara y el cuello

  1. Para que tu rostro y cuello se vean más firmes y delgados debes darle prioridad a los ejercicios físicos que te enseñaremos, a la alimentación, hidratación y algunos consejos que te daremos.
  2. Hacer ejercicios con la cara no refleja resultados inmediatos, pero si se juntan con dieta y ejercicio, se acelera el adelgazamiento del rostro y cuello.
  3. Reduce la grasa de las mejillas sonriendo frente al espejo, sostén la sonrisa de 5 a 10 segundos cinco veces al día. Infla las mejillas, pasa el aire de una a otra, repite 4 veces diarias. Reafirma las mejillas succionándolas y soltándolas 10 veces.
  4. Haz ejercicios de yoga en tus mejillas: Frunce tus labios, aprieta tus mejillas hacia los hoyuelos de tu rostro y sostén por 5 segundos. Repite este paso 5 veces.
  5. Pégate golpecitos en el rostro y en el cuello de la siguiente forma: Ubica tus manos en los costados de tu rostro, tirando tu piel suavemente arriba y abajo. Quita tus manos, y rápidamente dale unas palmadas a tu rostro al mismo tiempo en que estiras tu piel.  Lo mismo debes hacer en los costados de tu cuello. Verás que practicando diariamente estos ejercicios obtendrás más firmeza en tu piel.
  6. Besos hacia arriba: Cierra tus ojos, inclina la cabeza hacia atrás, estira tus labios y simula besar el techo. Este simple ejercicio ayuda a darle firmeza a tu mandíbula, cuello y garganta.
  7. Para darle tonicidad al mentón haz el siguiente ejercicio: abre grande tu,  lleva tu labio inferior hacia arriba de tu hilera de dientes inferior y luego abre y cierra tu boca entre 25 a 30 veces. Repite estos ejercicios a diario.
  8. El masaje facial ayuda a adelgazar el rostro al incrementar el metabolismo y mejorar la circulación sanguínea. Masajea el rostro y cuello con tu crema facial cada noche para ayudar a tonificar sus músculos. Con la parte media de los dedos, presiona en distintas áreas del rostro y cuello. Comienza desde el centro presionando hacia arriba hasta las cejas y hacia afuera hasta la frente. Haz lo mismo desde el cuello pasando por la papada y mejillas hasta las sienes. Por último pégate palmaditas en toda la zona masajeada.
  9. Practica ejercicios aeróbicos diariamente: sólo quemarás grasa si haces ejercicio cardiovascular frecuente como correr, caminar, andar en bicicleta, etc., junto a una buena y equilibrada dieta. Una rutina de 30 minutos al día te hará perder peso en la cara y cuello, facilitará tu desintoxicación, mejorará tu circulación y trabajará todos los músculos de tu cuerpo, incluyendo los de la cara y cuello.
  10. Come saludablemente si no quieres acumular grasa en el cuello y en la cara. Uno de los mayores causantes de la acumulación de grasa es la alimentación alta en grasas animales y en químicos. Las toxinas de los animales se acumulan en su grasa corporal, y nosotros al consumirla ingerimos sus toxinas, almacenándolas en nuestro organismo y ocasionando así células de grasa hinchadas y aumento de peso. Esto afecta a todo nuestro cuerpo pero el rostro y el cuello no quedan afuera.
  11. Una de las mayores claves para obtener un rostro y cuello delgados es llevar un régimen alimenticio balanceado, sano y bajo en calorías. Comer saludable limpia el intestino, desintoxica el hígado para metabolizar mejor la grasa y ayuda al rostro a construir masa muscular.
  12. Disminuye la cantidad de sal que consumes a diario. Evita los alimentos altos en sodio, pues te hacen retener líquidos e hincharte y esto se refleja en todo el cuerpo especialmente pies, manos y rostro.
  13. Debes tomar más agua. Esos gorditos cachetes y gran papada pueden ser causados por la hinchazón. Si tu cuerpo no recibe suficiente agua, reserva la que tiene. Para asegurarte de que estás adecuadamente hidratada, toma dos litros de agua natural en pequeños sorbos a lo largo del día. Como beneficio adicional, estarás menos hambrienta y eso te ayudará a comer menos y a perder peso más rápido.
  14. Si fumas estarás perjudicando todo tu organismo. Los efectos nocivos del cigarrillo incluyen: dañar a las células, disminuir el oxígeno en el cuerpo, causarte arrugas, manchas y una piel grisácea, también reduce en el cuerpo el nivel de vitaminas y sin ellas la piel no puede fabricar colágeno y elastina.

¿Que necesitas para adelgazar la cara y el cuello?

  • Ejercicios con el rostro
  • Ejercicios aeróbicos
  • Masajes en rostro y cuello
  • Cremas para la noche
  • Alimentos saludables
  • Constancia en el tratamiento

Consejos para adelgazar la cara y el cuello

  • Modera la cantidad de alcohol que bebes porque esto también repercute en la cara.
  • Dormir bien ayuda a que tu rostro se vea mejor. Cuando se duerme mal se refleja en ojos hinchados.
  • Aprende a maquillarte para que tu rostro y tu cuello se vean más delgados.
  • Un buen corte de pelo puede cambiar toda tu apariencia al hacerte lucir un rostro más alargado. Pídele a tu estilista que te haga un corte en capas y péinalo con ondas o rizos suaves. Jamás lo cortes por encima de la barbilla.
¿Te ha gustado?
181 usuarios han opinado y a un 90,06% le ha gustado.